Síguenos

Viajero solitario

Viajar en solitario no sólo es una de las distintas modalidades o posibilidades de viajar, sino que de un tiempo a esta parte no sólo se ha convertido en una tendencia, sino que incluso existe nicho de mercado con servicios adaptados a este colectivo de gente interesada en viajar a su aire.

Está clarísimo que resulta bastante más divertido irse de viaje con la pareja, la familia, los amigos o incluso un grupo de personas conocidas o desconocidas. Pero no vamos a negar tampoco que viajar sólo resulta también una idea muy atractivo y, sobre todo, una experiencia muy enriquecedora, habida cuenta de que nos obliga a relacionarnos con la gente y sacarnos las castañas del fuego sin otro apoyo más que nosotros mismos.

Sin embargo, tampoco es oro todo lo que reluce, y a lo enriquecedor de toda esta experiencia hay que añadir también un poco de complejidad, sobre todo cuando viajamos sólos por primera vez. Llego a través de Gadling a un post de Amanda Kendle, una escritora y maestra australiana adicta a los viajes, en Vagabondish con 5 consejos para los que viajan sólos por primera vez:


  • Reúne información: decide un destino y empieza a reunir información relevante sobre el mismo a través de una buena guía de viajes, páginas web y foros, en dónde podrás solicitar a otros viajeros consejos sobre su experiencia en dicho destino. Decide luego cuánto tiempo durará el viaje y cuanto tiempo pasarás en cada lugar si vas a visitar varios países o un par de ciudades o un lugar si se trata de un viaje corto.

  • Elabora un borrador del itinerario: elabora un borrador con el tiempo que permanecerás en cada lugar, las cosas que puedes hacer o visitar allí y cómo te moverás de un lugar a otro. Siempre con la flexibilidad en mente. Programa sólo los días para viajar y añade días extras para contingencias, ya que hay muchos factores que podrían cambiar tus planes, como que un sitio te guste mucho o nada, que alguien te recomiende algo que desconocías o la propia meteorología. Y si tu viaje dura más de una semana, asegúrate de programar un día de descanso por cada semana de viaje, pues podrías necesitarlo.

  • Realiza algunas reservas: aunque muchos viajeros reservan cada ticket, hotel e incluso galería que visitarán antes de partir de viaje, no es del todo recomendable. Obviamente, sí será necesario que reserves los principales medios de tansporte que vayas a utilizar tanto en la ida como en la vuelta e incluso también el hotel en el que pernoctarás las primeras noches. Pero luego es recomendable que reserves por internet con sólo un día o dos de antelación, que resultará más fácil que tener que modificar o cancelar una reserva.

  • Céntrate en viajar: cuando te dispongas a partir mentalízate de que vas a viajar sólo y de que te encontrarás con dificultades. Confía en tus propias posibilidades y afronta cada desafío y reto que se te presente, porque si los superas será muy satisfactorio a nivel personal. Dedica algún tiempo a pensar sobre tus planes para los próximos dos días y conéctate a internet para estar informado sobre lo que ocurre en tu próximo destino.

  • Sé positivo, flexible y ten la mente abierta: recuerda que tu viaje no consiste en tomar fotos de ti mismo posando delante de famosos monumentos, sino en disfrutar de la experiencia. Seguro que comenterás errores de todo tipo, pero piensa que son anecdotas que luego podrás contar a tus amigos y familiares.

Básicamente, la autora cree que el mejor modo de viajar es coger la mochila y partir a la aventura sin apenas reservas y con un vago e impreciso itinerario. Y sobre todo, vivir la experiencia.

Vía | Gadling
Fotografía | Toni_V
Más información | Vagabondish
En Diario del Viajero | Viajarsolo: agencia especializada en singles
En Diario del Viajero | Consejos de seguridad para viajeros solitarios I: los básicos
En Diario del Viajero | Consejos de seguridad para viajeros solitarios II: las mujeres
En Diario del Viajero | Consejos de seguridad para viajeros solitarios III: los objetos de valor
En Diario del Viajero | Consejos de seguridad para viajeros solitarios IV: el alojamiento y el transporte

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario