Síguenos

Queridos padres: se acerca el momento de planificar las próximas vacaciones de verano (hemisferio norte) o invierno (hemisferio sur). Epoca de dudas y de tomar decisiones: ¿podemos viajar en avión con un bebé recién nacido?, ¿qué tarifas aéreas corresponden a las distintas edades de nuestros hijos?, ¿qué precauciones debemos tomar para que el viaje no sea una turtura para todos?

El transporte de menores en avión se hace bajo normas específicas, que habrá de considerarse:
Se considera menor al viajero entre los dos y los doce años de edad (no cumplidos). Dentro de los menores se distinguen dos categorias: BEBE (o INFOA) de 0 a 2 años; NIÑO (o CHILD): de 2 a 12 años.

Un BEBE viaja sin ocupar asiento y debe ir siempre acompañado de una persona mayor de doce años. El bebé no paga billete pero paga un seguro de vuelo, y debe solicitarse su tarjeta de embarque. Por tanto, deberán comunicar que viajan con un bebé cuando compren su billete. Este “seguro” no da derecho a ocupar asiento con lo cual el bebé viaja en los brazos del adulto. Si tenemos suerte y el asiento contiguo va libre, podremos poner al bebé en una silla homologada para viajar en avión. En los viajes cortos, esta silla deberá proporcionarla el adulto que viaja con el bebe. En los viajes más largos (o de largo recorrido) se pueden solicitar cunas y sillas portabebés, para ello deberán avisar con antelación a la compañía área. (consultar más detalles en Sillas para menores en vuelo)

La silla de seguridad se coloca:

  • En el mismo sentido que el adulto, mirando hacia adelante.
  • Sujeta al cinturón de seguridad.
  • Nunca delante de los asientos de emergencia.
  • Nunca del lado del pasillo, siempre en el asiento más cercano a la ventanilla.

Los NIÑOS (de 2 a 12 años) viaja ocupando asiento. Puede viajar acompañado de un mayor de 12 años, o solo. En este último caso, hay una limitación de niños que viajan solos en los vuelos por tanto deberán comunicarlo con antelación a la compañía aérea. También pueden viajar tutelados por un asistente de la compañía aérea. Estos niños llevarán una etiqueta identificativa en la solapa. Los menores de 5 años no podrán viajar solos en ningún caso.

Recuerden que:

  • Los pediatras no recomiendan que los menores de 2 semanas de vida viajen en avión.
  • Conviene que los niños ingieran liquido con frecuencia, para evitar la deshidratación.
  • En las maniobras de despegue y aterrizaje, el bebé succione algo (ej: chupete) para evitar problemas de oidos cuando cambia de altura.
  • Las compañías aéreas suelen disponer de menú infantil, así como de entretenimiento cortesía de la compañía (puzzles, revistas de entretenimientos, lápices de colores,etc.) que distraen al niño durante el vuelo.
  • Es mejor que los niños vayan identificados en todo momento, con una simple tarjeta adherida a su ropa con su nombre y los datos básicos para ubicar a los padres ante cualquier emergencia.

Suerte !

Más | Cómo sobrevivir a un viaje en avión con niños

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

1 comentario