Sigue a

Glaciar Fox Nueva Zelanda

Quién viaja a Nueva Zelanda sabe que va a ver paisajes y maravillas naturales de una belleza sobrecogedora. Dos de las más impactantes son los glaciares Franz Josef y Fox que encontramos en la costa Oeste de la Isla Sur.

Los glaciares Franz Josef y Fox se encuentran a una distancia de apenas 24 kilómetros el uno del otro, por lo que si sólo queremos sacar una fotografía podemos ver los dos en un mismo día. No obstante, lo habitual es pasar la noche en uno, si no en los dos, para hacer alguna de las visitas guiadas y trekkings que permiten ver de cerca y caminar tanto por los alrededores del glaciar como sobre su helada superficie.

Debido al mal tiempo de aquellos días (y también al presupuesto, pues son actividades algo caras), yo no tuve la oportunidad de hacer ninguna excursión, pero esto no me impidió acercarme a ambos y quedar sobrecogida ante la majestuosidad de estas lenguas de hielo.

El Franz Josef particularmente es realmente imponente a una distancia corta, y cuesta creer que, como su “hermano” Fox, aún crezca algunos centímetros anualmente (algunos años, hasta un metro), a pesar de encontrarse a una altitud relativamente baja (300 msnm), a escasos kilómetros del mar, y de que su tendencia sea a encogerse. De hecho, en la carretera que lleva hasta ellos pueden verse carteles que indican hasta dónde llegaban los glaciares hace algunos siglos.

Trekking en glaciar de Nueva Zelanda

Si las condiciones meteorológicas están de vuestra parte y queréis vivir la experiencia al máximo, tenéis multitud de opciones para ver ambos glaciares desde una perspectiva privilegiada. Las más comunes son las excursiones de medio día o día completo, pero para los más aventureros existen también expediciones de escalada sobre el hielo, ¡solo para deportistas!

Por último, la opción más exclusiva es el vuelo en helicóptero sobre el glaciar. El precio ronda los 400 dólares neozelandeses por un vuelo de unas cuatro horas, el cual incluye también un trekking de unas dos horas y media por la zona más alta del glaciar, donde no llegan las excursiones normales.

En todos los casos, el material necesario para los trekking (botas, guantes, calcetines térmicos…) es proporcionado por la empresa con que se contrata, aunque no hay que olvidar ir bien provisto de ropa de abrigo (¡varias capas!) e impermeable, y sobre todo unas buenas gafas de sol si vais a caminar por la superficie del glaciar. El agua y los snacks también corren de vuestra cuenta.

Foto | Robert Young, Abir Anwar
En Diario del Viajero | Sky Diving en Nueva Zelanda, una experiencia inolvidable, Queenstown: la capital de los deportes de aventura en Nueva Zelanda

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios