Síguenos

schnoor

En una visita a Bremen no podemos dejar de visitar el recogido barrio de Schnoor. Partiendo de la Markplatz, que es la plaza principal donde se sitúan el Ayuntamiento y la Catedral, caminaremos hacia la espalda de ésta y a la derecha nos encontraremos con este típico barrio, un poco escondido al principio pero señalizado para llegar a él.

Schnoor es el barrio más antiguo de la ciudad, y está repleto de restaurantes típicos, tiendas de artesanías diversas y souvernirs, y una gran tienda a la entrada del barrio de adornos de navidad.

El nombre del barrio en alemán significa “cordel” y nos ayuda a hacernos una idea de la distribución del mismo. Las casas se apiñan unas a otras cual si fueran las perlas engarzadas en un cordel. En un paseo por el barrio nos encontraremos con una media docena de estrechas y entrelazadas calles por las que iremos descubriendo estas casas antiguas y singulares. La mayor parte de estas edificaciones, típicas alemanas con los tejados picudos y flores colgando de la fachada, datan de los siglos XVII y XVIII, aunque las más antiguas son del XV.

La imposibilidad de que el tráfico penetrase en el barrio, sumado a la estrechez de las casas y la falta de higiene, convirtieron a Schnoor durante el siglo pasado en el barrio pobre de la ciudad. Esto fue así hasta los años 60, cuando se tomó conciencia del valor histórico del lugar y se empezó a rehabilitar para devolverle el esplendor que hoy tiene. Cada visita al barrio nos hará descubrir nuevos rincones.

Foto | José Antonio Onieva
En Diario del Viajero | Hamburgo: el puerto y el Barrio Rojo

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario