Compartir
Publicidad
Publicidad
Cinco museos del ferrocarril para los amantes de los viajes
Museos

Cinco museos del ferrocarril para los amantes de los viajes

Publicidad
Publicidad

Para los apasionados de los trenes, existen algunos lugares de culto en los que adentrarse en el mundo de las locomotoras, de los vagones, de las vías y los revisores. A los apasionados de los viajes y curiosos por este medio de transporte, los museos del ferrocarril nos enseñan anécdotas, historias y el funcionamiento de un vehículo que a menudo usamos para trasladarnos sin pararnos a pensar en sus orígenes o en el rico patrimonio que supone.

Pero los trenes tienen una larga trayectoria, de las antiguas locomotoras a vapor a los modernos trenes de alta velocidad y algunos viajes en tren nos muestran paisajes inolvidables o interiores exclusivos que todo pasajero valora. Hoy queremos detenernos en cinco museos del ferrocarril para los amantes de los viajes.

  • Empezamos por York, en el Reino Unido, para deslumbrarnos con el que se considera el museo del tren más grande e importante del mundo, el National Railway Museum (foto de portada). No podía ser menos, teniendo en cuenta que nos hallamos en la cuna de la Revolución Industrial que favoreció la creación del primer ferrocarril gracias a un gran invento, la máquina de vapor. El Museo Nacional del Ferrocarril de York combina 300 vehículos espectaculares con más de un millón de objetos que nos aproximan a la historia de las vías férreas británicas. Locomotoras de récord, una réplica del famoso "Rocket" o los trenes de la realeza son algunos de sus tesoros.
Museo Ferrocarril Japón
  • En el país pionero de la alta velocidad con sus trenes bala, este medio de transporte se ha convertido en un pilar de la economía y la sociedad japonesa desde que en 1872 se abriera la primera línea entre Tokio y Yokohama. El Museo del Ferrocarril de la ciudad de Saitama (en el barrio de Omiya, a unos 25 kilómetros de Tokio), es el más grande de Japón y en él se puede contemplar la primera locomotora llegada al país nipón desde Gran Bretaña, un gigantesco diorama de un tren o subir a un simulador de ferrocarriles. Por cierto, este gran museo está hermanado con el de Nacional de York que acabamos de verdad.

  • Nos trasladamos a Estambul, a una de las estaciones más bonitas del mundo, para introducirnos en el mítico Orient Express, o al menos en el museo dedicado al que fue considerado el más lujoso tren del mundo. La Estación de Sirkeci recibió la última parada de este tren durante muchos años, y ahora podemos ver vestigios de esa época esplendorosa en un pequeño museo con objetos de la época, los uniformes de los revisores (como aquel que perdió un botón en la famosa novela de Agatha Christie)...

  • A continuación nos subimos al tren de los fiordos noruegos porque el viaje en el Tren de Flåm no solo está considerado uno de los más bonitos del mundo sino que también puede presumir de tener las vías férreas más inclinadas. El placer de viajar a través de los fiordos es difícilmente superable, pero se complementa con el Museo del Tren de Flåm, donde saber más de este recorrido. Un pequeño centro de documentación sobre esta maravilla de la ingeniería que se puede ver en la estación de Flåm, el pueblo del municipio de Aurland.

Museo Tren Nueva Delhi
  • Finalizamos nuestro recorrido el National Rail Museum de Nueva Delhi, India. 40.000 metros cuadrados de exhibición que en su parte al aire libre se puede recorrer cómodamente, cómo no, en un trenecito. Entre sus piezas destacadas se encuentra la más antigua máquina de vapor de la India o la berlina de lujo del príncipe galés, ambas de la segunda mitad del siglo XIX. Si tenemos suerte podremos ver en uno de sus descansos a la "Fairy Queen" o "Reina d las hadas", que ocupa un lugar en el libro Guiness de los récords ya que se trata de la locomotora más antigua del mundo que aún está operativa. Se trata de un tren de lujo que data de la época del colonialismo británico y que realiza el trayecto de Nueva Delhi a Alwar, en Rajasthan.

En estos cinco museos del ferrocarril para los amantes de los viajes hemos redescubierto el amor por viajar sobre raíles, alguno de los paisajes más bonitos del mundo, estaciones que son una joya y verdaderos tesoros en la historia del tren. ¿No estáis deseando volver a viajar en tren?

Fotos | Eva Paris, DavidMcKelvey y Ronit Bhattacharjee en Flickr-CC
En Diario del viajero | El Tren Transtibetano, Rovos Rail: el viaje en tren más caro y lujoso del mundo

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos