Compartir
Publicidad
Publicidad

El lago de asfalto de Guanoco, Venezuela

El lago de asfalto de Guanoco, Venezuela
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Aunque como veremos a continuación en términos estrictos no se pueda hablar de "lago", el lago de Guanoco es considerado el lago de asfalto más extenso del mundo con 4 km² de extensión y 75 millones de barriles de asfalto natural.

El lago se encuentra en Venezuela, al sureste del estado Sucre en el Municipio Benítez, a 65 Km al Noreste de la ciudad de Maturín, y constituye una peculiar fenómeno geológico. También es conocido como Lago Bermúdez.

Guanoco es uno de los cinco más grandes naturales de asfalto del mundo, siendo los otros La Brea en Trinidad y Tobago, Rancho La Brea (Los Ángeles), McKittrick Tar Pits (McKittrick) y Carpinteria Tar Pits (Carpinteria), todos ubicados en el estado de California, Estados Unidos.

El lago de asfalto presenta una profundidad que varía entre 1,5 a 2 metros con un volumen estimado de alrededor de 6 millones de toneladas. A pesar de que el lago Guanoco es el de mayor superficie del planeta, su asfalto contiene un alquitrán de menor calidad que el de La Brea, en Isla de Trinidad.

A pesar de que la superficie del lago puede alcanzar altas temperaturas en las horas de sol (unos 70ºC) la vida se abre paso en este hábitat. En algunas partes el lago está cubierto por vegetación, sobre los caminos o puentes que realizan unos insectos (comejenes) para desplazarse sobre el asfalto y la descomposición de los nidos de estos.

Estas áreas eventualmente son colonizadas por el liquen y musgo, plantas que con el tiempo aumentan el sustrato que posteriormente puede ser colonizado por arbustos de distinto tipo.

A finales del siglo XIX e inicios del XX el lago Guanoco fue explotado y el producto utilizado para pavimentar calles de Nueva York, Washington y otras ciudades de Estados Unidos. Hoy el rico yacimiento está abandonado, aunque se realizan algunas visitas turísticas al mismo.

Los lagos de asfalto surgen probablemente en el Pleistoceno, y se relacionan con fallas profundas entre dos placas tectónicas por la que puede subir la fuente de petróleo, que está en constante movimiento hacia la superficie.

Poco a poco va transformándose en asfalto a través de su paso por la litosfera, donde se va cargando de barro y agua, y al enfriarse obtiene la consistencia que se observa en los lagos de asfalto como el de Guanoco en Venezuela, el más grande del mundo.

En Diario del viajero | El Lago verde en el Golfo de Lanzarote, Mongolia: el lago blanco, Los diez lagos más extraordinarios del mundo, Natron, el lago rojo de Tanzania

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio