Compartir
Publicidad
Publicidad

La naturaleza se vuelve roja en Japón durante el koyo

La naturaleza se vuelve roja en Japón durante el koyo
Guardar
7 Comentarios
Publicidad
Hojas rojas en el templo Kiyomizu-dera de Kioto

Las estaciones del año en Japón suelen regalar al viajero bonitas estampas que cambian de color según las fechas en las que se visite el país.

Quizás la más conocida de todas tenga lugar en primavera durante el florecimiento de los cerezos, pero el otoño también tiene un color espectacular cuando la naturaleza se vuelve roja durante el koyo.

Los responsables de estos espectaculares colores son las especies de árboles que pueblan sus bosques y con las que también se decoran lugares mágicos como jardines y templos de todo Japón.

El rey indiscutible en este sentido son los arces, aunque también destacan los ginkos, o una especia muy típica como el nanakamado en las regiones más montañosas.

Al contrario que sucede con la floración del cerezo, el koyo se produce de norte a sur del país. El fenómeno se produce primero en Hokkaido a mediados de septiembre y poco a poco va descendiendo por todo el país hasta principios de diciembre.

Los japoneses son muy dados a hacer clasificaciones de todo, así que ellos tienen asignados los mejores lugares para disfrutar del koyo.

Entre estos sitios, destaca el Parque Nacional de Daisetsuzan en Hokkaido, las montañas Hachimantai o el lago Towada en Tohoku,y el templo Tofukuji o la montaña Arashiyama en Kioto.

Pero no os preocupéis los que ya tenéis programado un viaje para este otoño, en los alrededores de las ciudades más turísticas también es fácil ver árboles y plantas con las hojas de color rojo.

Curiosamente mi primer gran viaje fue mi luna de miel a Japón en octubre y quedé prendado de los colores rojizos con los que el koyo pinta los paisajes. Tuve la suerte de disfrutar de este espectáculo de la naturaleza en los alrededores de Nikko.

Una experiencia y un viaje que merece mucho la pena, sobre todo cuando la naturaleza se vuelve roja en Japón durante el koyo.

Imagen | Szabolcs Arany
En Diario del viajero | Time lapse de Tokio y Yokohama, ciudades que nunca duermen, Playa artificial japonesa

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio