Compartir
Publicidad

Nueve lugares del mundo donde nunca dirías que está prohibido decir palabrotas

Nueve lugares del mundo donde nunca dirías que está prohibido decir palabrotas
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cuando uno viaja a lugares donde los derechos civiles están a la altura del betún, ya va prevenido sobre lo que se va a encontrar. Sin embargo, hay lugares que pertenecen al Primer Mundo, en apariencia normales, que sin embargo tienen leyes o normas extravagantes, como Guanajuato, en México, donde está prohibido besarse en público. Si uno no cumple con esta ley, puede pasar hasta 35 horas en prisión o asumir o multas de hasta treinta salarios mínimos (unos 1.500 pesos).

Pero hoy vamos a centrarnos en los lugares donde se censuran o se castigan las palabrotas o las blasfemias. Nada de soltar un improperio, un taco o una palabra malsonante, porque entonces os sonará este molesto pitido que aparece ahora en determinados programas de televisión. Pero el pitido tendrá forma de multa o de mirada suspicaz. Tomad buena nota (la mayoría están en Estados Unidos):

1. Irlanda

Una multa de 25.000 euros es lo que os espera si no pillan blasfemando contra cualquier religión es Irlanda. La ley define la blasfemia como “publicar o pronunciar material flagrantemente abusivo o insultante en relación a asuntos sagrados de cualquier religión“. Así que si estáis paseando por Irlanda, y os tropezáis... nada de defecaros en quién ya sabéis.

2. Middleboro (EEUU)

Multa de 20 dólares a cualquier persona que pronuncie una palabrota en público. Esto es lo que ocurre en la conservadora Middleboro, un pueblo de Masachusets (Estados Unidos).

3. Australia

En los estados australianos de Queensland o Victoria también pueden multarte si se te escapa un improperio.

4. Virginia Beach

Virginia Beach, en su búsqueda de promocionarse como destino turístico familiar, impone multas de hasta 250 dólares por palabrota en público.

5. Long Beach (EEUU, sólo mini-golf)

En Long Beach (California, Estados Unidos) las palabrotas están prohibidas, pero solo en las pistas de mini-golf. Al parecer, las buenas gentes que acuden al mini-golf no pueden tolerar que las personas hablen mal.

6. Maryland (EEUU)

En la ciudad estadounidense de Ocean City, en Maryland, está prohibido maldecir a los viandantes. Detrás de esta singular medida hay una razón de peso: al parecer es un lugar donde acuden de vacaciones muchos graduados universitarios, sobre todo de fiesta, donde corre el alcohol y el despiporre. Al parecer, un estudio reciente reveló que Maryland como el segundo estado más mal hablado del país.

Sea como fuere, en Maryland hay otras tantas leyes extrañas. Por ejemplo, Halethorpe, donde los besos en público solo pueden durar un segundo. De lo contrario, los culpables deberán pagar una multa o incluso podrían pasar unos días en prisión.

7. Lousiana (EEUU)

Solo los bomberos tienen prohibido decir palabrotas durante el cumplimiento de sus deberes.

8. Michigan (EEUU)

No está permitido decir palabrotas enfrente de mujeres y niños.

9. Ciudad Victoria (México)

En Ciudad Victoria, Tamaulipas, se imponen multas de 300 pesos a quien diga malas palabras y sea escuchado por una autoridad.

En Diario del viajero | Blasfemar se convierte en delito en Irlanda

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio