Compartir
Publicidad

Villa Veranes: ruinas romanas en Gijón

Villa Veranes: ruinas romanas en Gijón
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Visitar Asturias es asombrarse con la cantidad y diversidad de atractivos que encontramos. Desde el paso de los dinosaurios hasta las ruinas romanas de Villa Veranes, en Gijón.

Los estudiosos descubrieron que debajo de las ruinas de una iglesia visigoda se escondía el recuerdo de Roma: la Villa Romana de Veranes.

Una villa romana es una típica explotación agropecuaria de la época con dos partes diferenciadas: la zona residencial o pars urbana y la pars rustica. En la primera vive el señor de la villa (pater familias o dominus) y en la segunda están los espacios dedicados a la explotación del fundus, que es el territorio perteneciente al propietario de la villa.

Los restos arqueológicos que actualmente se pueden visitar en Veranes, pertenecen a la pars urbana de un gran establecimiento construído durante el Bajo Imperio (s. IV d. C.) sobre las primitivas ruinas de un asentamiento rústico de gran importancia.

Esta gran casa señorial, perteneciente a un notable propietario, que seguramente se llamaba Veranius, presenta tres fases de reforma y ampliación arquitectónica que se desarrollan a lo largo del siglo IV d. C. Por lo que se ha podido investigar, la casa estuvo habitada y en uso hasta el siglo V d. C.

Veranes

La villa romana de Veranes, conocida desde antiguo como "Torrexón de San Pedro", comprende casi una hectárea en el lugar conocido como "Venta de Veranes" (parroquia de Cenero) a 12 kilómetros de Gijón. Se accede a ella por la AS-II(antigua AS-18), salida 17.

Está enclavada en una vertiente a media ladera, a unos 150 metros sobre el nivel del mar y se encuentra situada en la Ruta de la Plata a su paso por Gijón. Una posición privilegiada para quienes vivieron allí, y para los que pasamos ahora a visitarla.

El Museo Arqueológico de la Villa Romana de Veranes forma parte de los Museos Arqueológicos de Gijón junto con el Museo de las Termas Romanas de Campo Valdés y el Parque Arqueológico-Natural de la Campa Torres. Puede visitarse de 10.a 17 horas de octubre a marzo (martes a domingos y festivos) y de 10 a 19 horas de abril a septiembre.

La entrada cuesta 3 euros. Visitas guiadas: suplemento de 1 euro por persona. Videoguías: suplemento de 1,60 euro por persona

Fotos | Habladorcito en Flickr En Diario del Viajero | Asturias: conseos para sobrevivir en el paraíso En Diario del Viajero | Gijón

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio