Compartir
Publicidad
Propuestas para conocer y visitar Roma de otra forma
Europa

Propuestas para conocer y visitar Roma de otra forma

Publicidad
Publicidad

Si tenéis pensado visitar Roma durante el próximo puente, y queréis saliros de los senderos trazados por las agencias de viajes os propongo un par de planes que seguro que os dejan con un buen sabor de boca. La Posta Vecchia, propiedad de María Luisa Scio y su familia, es una antigua villa construida en torno al año 1640 por el príncipe Orsini sobre los restos de la ciudad romana de Alsium para acoger a sus amigos cuando pasaban por allí de camino a Roma.

Sin embargo, en 1693, Flavio y Lelio Orsini vendieron esta propiedad, aunque la villa continúo manteniendo su función de lugar de descanso hasta 1918 cuando por culpa de un incendio empezó a deteriorarse.

En 1960 fue adquirida por el magnate Jean Paul Getty que se empeñó en hacer todo lo posible por devolverle su antiguo esplendor decorándola con ayuda del historiador de arte Federico Zeri con muebles originales del siglo XV y del siglo XVII. Increíbles obras de arte que compraron en anticuarios y en antiguos palacetes repartidos a lo largo y ancho de este mundo.

Durante las obras de remodelación, salieron a la luz los restos de una gran villa romana, que en la actualidad constituyen el núcleo principal de un pequeño museo arqueológico en el sótano.

Postavecchia2

Su actual propietario, Roberto Sciò se la compró a la familia Getty a principios de los años 80, y la utilizó como vivienda familiar hasta el año 1989, momento en el que decidió transformarla en un pequeño hotel al que llamó La Posta Vechia sin tocar ninguno de los tesoros recopilados por Jean Paul Getty, por lo que s un hotel sinónimo de excelencia a poca distancia de Roma.

Este asombroso hotel lleno de encanto se alza sobre amplias zonas verdes, y se asoma sobre el mar de la costa del Lacio. Cuenta, además, con un restaurante de primer orden dirigido por el chef Michelino Gioia cuya técnica unida al equilibrio y a la fantasía dan vida a platos con perfumes que nos permitirán descubrir la cultura y las tradiciones gastronómicas itialianas. Sin duda un lugar perfecto para aquellos que adoran los hoteles llenos de historia, con mucho encanto sin renunciar por ello a un servicio familiar ni a la tecnología más puntera.

Si preferís estar en el centro, otra posibilidad sería alojaros en el hotel Dom en via Giulia. Se trata de un hotel construido en un antiguo palacete construido en el año 1600 que se encuentra en una de la arterías princiales del centro histórico a espaldas de la iglesia de Santa Lucia, en un lugar estratégico entre la plaza Navona, la plaza Farnese, el Trastevere, el Ghetto y San Pedro.

El hotel tiene el ambiente de una antigua casa de la nobleza, con una mezcla única entre mundaneidad y sacralidad, gracias a un decorado con mucha personalidad con elementos originales como las vigas de madera o las paredes de ladrillo visto pero con muebles de diseño, estampado animalier y obras de arte contemporáneas firmadas por Andy Warhol.

Terrazadom

En la azotea de este hotel existe una hermosa terraza con silla de hierro blancas que huele mucho a limón y a romero gracias a un pequeño jardín de hierbas aromáticas situado en un rincón. El lugar es espectacular ya que uno se siente allí sumergido entre los tejados y los campanarios del centro histórico, con vistas exclusivas a la colina del Gianicolo donde se han encontrado los restos arqueológicos de las Stabula Augusti. Ahora que si uno puede permitírselo, lo mejor es reservar la suite Dom con una terraza privada de 25 metros.

Dom Hotel Roma Lobby 3

Otra idea sería ir a cenar o tomar una copa en su terraza con vistas. Se llega caminando por via Giulia, que es una de las calles más interesantes de Roma, especialmente por la noche.

Villadoria

Villa Doria Pamphili, es un enorme parque - cerca de 200 hectáreas - que, como la mayoría de los grandes parques que existen en la ciudad de Roma, perteneció a una familia noble. Es el parque más grande de la ciudad, y conserva después de siglos de existencia el mismo trazado que le hicieron allá por el año 1653.

Villadoria2

Este jardín está dividido en tres zonas: el palacio y sus jardines, la zona agraria y una zona de pinos bastante silvestre. Por enmedio corre un río que va a dar a un lago que incluso tiene en el centro una isla con forma elíptica. Uno de los mejores lugares para pasear, hacer running, y escuchar a los pájaros por lo que suele ser muy visitada por los habitantes de Roma, sobre todo los fines de semana. También existe un museo donde poder ver toda la colección de antigüedades y esculturas pertenecientes a la familia Doria Pamphilj.

Maxxi

Para terminar, una sugerencia cultural: el MAXXI, el Museo Nacional de Arte del siglo XXI (¡quizá la única estructura moderna en Roma!) en la zona del Flaminio, diseñado por la arquitecta Zaha Hadid y dirigido por una fundación constituida en el 2009. El Museo está dividido en dos secciones, arte y arquitectura. También cuenta con un auditorio, una biblioteca, una cafetería y un bar-restaurante.

Maxxi2

La programación de las diferentes actividades (exposiciones, workshops, laboratorios, espectáculos, proyecciones, proyectos formativos, etc.) refleja la vocación del MAXXI de ser no sólo un lugar de conservación y de exposición del patrimonio romano, sino también un lugar de experimentación y de innovación cultural, de estudio, de investigación y de producción de contenidos estéticos de nuestro tiempo.

En Diario del Viajero | El vídeo que todos los recién casados hubiesen querido hacer de Roma desde un motorino
En Diario del Viajero | Mercado de Campo de'Fiori en Roma

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio