Compartir
Publicidad
Publicidad

Lugares que visitar en Málaga (II)

Lugares que visitar en Málaga (II)
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El otro día habíamos empezado con un recorrido por algunos lugares que visitar en Málaga. Pero, dado que esta ciudad tiene muchos sitios para ver, hoy volvemos con algunos más:

Plaza de Toros

La Plaza de Toros de La Malagueta, como se conoce a la plaza de toros malagueña, está en el barrio del mismo nombre, junto al Paseo de Reding. Su construcción de estilo neomudéjar, inaugurada en 1876, se debe al arquitecto español Joaquín Rucoba. Es una plaza declarada de 1º categoría, y no porque ofrezca alojamiento de lujo, sino porque por aquí pasan, durante la Feria de Agosto, algunos de los toreros más reconocidos actualmente.

Todos los visitantes que quieran empaparse un poco del mundo taurino de Málaga pueden, además de entrar a la plaza, darse una vuelta por el Museo Taurino Antonio Ordóñez, que se encuentra allí mismo. Aquí se exhiben todo tipo de objetos relacionados con el toreo, desde carteles y fotografías hasta trajes de toreros, entre otras cosas.

Está abierto de lunes a viernes entre las 10:00 y las 13:00 y entre las 17:00 y las 20:00. Y la entrada vale 1,80 euros (los niños menores de 7 años entran gratis).

Bodega El Pimpi

El Pimpi es una de las visitas obligadas si están por Málaga si quieren ir a un bar con encanto. Lo que hace especial a este bar es su pasado histórico y artístico, ya que fue un lugar de tertulias y también un foco importante para el flamenco malagueño.

Una de sus particularidades es su decoración. Los barriles de vino que hay acostados contra las paredes llevan los autógrafos de diferentes actores y actrices, cantantes, bailaores, políticos... que han pasado por El Pimpi, así como una pared llena de marcos con fotos de estas personalidades.

Una cosa, si van a comer ahí deben saber que normalmente hay bastante gente, con lo cual es posible que haya que esperar un poco. Está en pleno centro de Málaga, justo a al vuelta del Museo Picasso. Así que, aunque no tengan ganas de parar ahí a comer unas tapitas o degustar un buen vino, pueden pasarse sólo para ver lo curioso del lugar.

Calle Larios y Plaza de la Constitución

La calle Marqués de Larios (o simplemente Larios) es la calle más conocida de Málaga. Es una ancha calle peatonal con gran movimiento, especialmente los fines de semana, cuando no es raro que haya alguna estatua humana o algún espectáculo callejero.

La calle Larios finaliza en la Plaza de la Constitución, que constituye el centro histórico de la ciudad desde finales del siglo XV. Realmente, ya era una plaza principal en la época de dominio musulmán, cuando se la conocía como Plaza de las Cuatro Calles. Entre los edificios que la rodean están la Casa del Consulado, un edificio neoclásico declarado Monumento Nacional, y la Escuela de San Telmo, antiguo Colegio de los Jesuitas y sede actual del Ateneo de Málaga.

Centro de Arte Contemporáneo

El Centro de Arte Contemporáneo de Málaga (CAC) tiene más de cuatrocientas obras de arte en su colección permanente, y una variada programación de exposiciones temporales de artistas destacados (tanto nacionales como internacionales). Y además de las exposiciones, aquí se celebran también seminarios, talleres, conferencias y otro tipo de actividades.

Para ir hasta el CAC Málaga, se tardan unos 15 minutos desde la calle Larios. El museo está abierto de martes a domingo entre las 10:00 y las 20:00 horas en invierno, y en verano el horario es de 10:00 a 14:00 y de 17:00 a 21:00. La entrada es gratuita.

Jardín Botánico-Histórico de la Concepción

A pesar de estar algo alejado del centro de Málaga, a unos 5 kilómetros, el Jadín de la Concepción es un lugar de visita obligada si están unos días en la ciudad. Este jardín botánico, que nació hace unos 150 años como finca de recreo de los marqueses de Loring, tiene más de 50.000 plantas de alrededor de 2.000 especies. Es uno de los ejemplos más importantes de jardín tropical de España y Europa.

Pasear por estos jardines es una experiencia inolvidable porque da la sensación de hallarse en medio de una selva tropical, y parece increíble que tan sólo esté a unos minutos en coche de la capital malagueña.

Los jardines permanecen abiertos desde las 9:30 y hasta las 20:30 horas (17:30 horas de octubre a marzo). La entrada cuesta 4,20 euros para los adultos y 2,10 euros para jubilados, pensionistas y niños de entre 6 y 16 años. Para llegar, se puede hacer en coche o con autobús (con la línea 2 en la semana y la 61 los fines de semana).

Fotos | dsthode, Cyberfrancis y González-Alba en Flickr En Diario del Viajero | Lugares que visitar en Málaga En Diario del Viajero | Rutas turísticas a pie en Málaga En Diario del Viajero | Málaga tiene una nueva guía gastronómica

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio