Compartir
Publicidad
Publicidad

Cómo organizar un road trip y no morir en el intento

Cómo organizar un road trip y no morir en el intento
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hay viajes en la vida que marcan. Experiencias que, pasen los años que pasen, jamás se olvidan. Y un road trip entra dentro de esa categoría. Es la oportunidad perfecta para escoger a un grupo de amigos y lanzarse a la carretera, sin horarios, sin ataduras y con ganas de aprovechar los días al máximo. No obstante, aunque la libertad de este tipo de viaje es obvia, hace falta una buena hoja de ruta y unos preparativos mínimos para que todo salga perfecto.

Los preparativos de un road trip

Parece oportuno empezar esta pequeña guía con una definición del término road trip. Como su propio nombre indica, es un viaje en coche. Este trayecto implica la visita de varios destinos diferentes, unidos por carreteras que recorreremos con un coche alquilado o propio. Y es aquí, justamente aquí, donde encontramos el primer dilema: ¿qué coche usar en un road trip?.

Road trip

La mejor opción para ponerlo en marcha es alquilar un coche. Se debe tener en cuenta que este viaje sobre ruedas puede —y debería— durar varios días. Muchos kilómetros que no hay necesidad de añadir a un vehículo propio, pues conllevan un desgaste considerable. Además, si el grupo es nutrido, alquilar un coche no costará demasiado. Lo mejor es entrar en cualquier buscador online o comparador de precios y escoger el que se adapte a nuestro presupuesto.

Tanto si optamos por un modelo de gasolina como si preferimos un diesel, repostar en Cepsa tiene nuevas ventajas, ya que se acaba de incorporar al programa de fidelización Iberia Plus. Llenar el depósito en sus estaciones de servicio se traduce en dos Avios por cada litro de combustible, y para celebrarlo, Iberia Plus ha inaugurado la Terminal Avios en la estación de servicio Campo de las Naciones de Cepsa en Madrid.

Avios

Además, todo el que reposte en esta estación con la tarjeta Iberia Plus hasta el 25 de enero entrará en el sorteo de Avios de vuelos, noches de hotel, alquileres de coche o entradas de cine. Y hasta el 18 de febrero, recibirá el doble de Avios por cada litro de combustible. Avios que podrás canjear con Iberia y te permitirán volar con ellos por toda Europa.

Un coche de alquiler ofrece más comodidades que llevar un vehículo propio

Pero volvamos a nuestra elección de vehículo. A la hora de considerar qué tipo de coche es el más adecuado para alquilar, la ruta planeada será la que lo determine. Depende del número de viajeros y del equipaje a cargar. No obstante, hay que destacar que los coches tipo monovolumen, más amplios, o incluso las furgonetas pequeñas, cuentan con más capacidad de maletero, algo que ayudará considerablemente a la hora de echarse a la carretera.

La siguiente decisión es bastante personal: seguro a todo riesgo, ¿sí o no?. Hay que decir que, si bien es cierto que estos seguros salen caros cuando se viaja solo, al compartir el trayecto con más gente puede suponer un gasto mucho más asequible. Es una buena red de seguridad a la hora de enfrentarse a posibles problemas en los trayectos, tales como averías o incluso accidentes.

Road trip

Elegido el coche y la configuración del alquiler, toca meterse en harina en lo que al viaje propiamente dicho se refiere. La duración del road trip es uno de los primeros puntos a valorar. Evidentemente cuanto, más tiempo podamos dedicar, mejor, pero teniendo en cuenta que las vacaciones siempre son limitadas, puede decirse que un road trip de mínimo una semana puede ser más que suficiente para vivir una experiencia única. Menos tiempo hará que la sensación de haber pasado demasiado tiempo en el coche y poco disfrutando de las paradas sea uno de los posos que más calen en nuestro recuerdo.

Cada parada debería durar, al menos, un día, pero algunos lugares merecen ser disfrutados con más calma

El destino del road trip dependerá esencialmente del gusto personal de cada grupo. El mejor consejo a la hora de decidir un destino u otro es estudiar bien la zona, ver las cosas que apetece visitar y, sobre todo, ser conscientes del tiempo real con el que se cuenta. Hay destinos que requieren más días que otros, e incluso zonas que tienen mucho para ver y que ocuparán más jornadas que otras. La ambición, en este caso, es mala consejera.

Esto nos conduce a otra cuestión importante que no se debe olvidar: ¿cuántos días invertir en cada parada? Como en el caso anterior, hay libertad absoluta. Quizá lo más sensato sea reservar un día para cada ciudad o municipio, aunque hay destinos que requieren más. Una buena orientación la dan el número de monumentos o lugares que queramos recorrer. Además, lo bueno de estos viajes es que, si una vez allí la elección no resulta tan atractiva como sobre el papel, siempre se puede coger el coche y reanudar la ruta hasta la siguiente parada.

Road trip

Finalmente hay que hablar del alojamiento. ¿Es necesario reservar hotel? Se puede ir a la aventura, sí, pero para evitar sorpresas desagradables lo mejor es llevar esta cuestión resuelta de antemano. Buscar varios establecimientos por la zona e informarse previamente de la ocupación en esas fechas son dos de las tareas clave para reservar con éxito —y de forma más económica—. Los alojamientos más alejados de los núcleos urbanos son mucho más baratos, y teniendo vehículo para desplazarse, no es tanto inconveniente como si se careciera de él. Además, al contar con maletero, siempre se puede incluir una tienda de campaña y sacos para alternar hoteles con zona de camping, algo que también abaratará considerablemente el viaje.

3 road trips por España para descubrir sus rincones más bellos

Es momento de ponerse manos a la obra. La riqueza turística y paisajística de nuestro país hace difícil escoger entre la gran variedad de opciones. Por eso hoy vamos a valorar tres road trips que, seguramente, recorran algunos de los parajes más hermosos de nuestra geografía.

  • El road trip de Don Quijote
Don Quijote

Posiblemente no encontraremos un road trip con más esencia española que el que se puede realizar por la famosa Ruta de Don Quijote. En total cuenta con unos 2.500 kilómetros y más de 140 municipios. Si el tiempo es un problema es posible acortar el recorrido, por ejemplo, en unos 600 kilómetros por Castilla-La Mancha, pasando por los puntos más importantes de esta ruta tales como Toledo, el Campo d Criptana con sus molinos de viento (Ciudad Real), El Toboso (hogar de Dulcinea), Almagro, campos de Calatrava, Castillo de Montizón o Argamasilla de Alba.

  • Un road trip por de los pueblos blancos por Andalucía
Pueblos blancos

La ruta de los pueblos blancos de Andalucía es una verdadera delicia. Este trayecto transcurre por un sinfín de municipios de Cádiz y Málaga. Un viaje que acerca parajes naturales de la talla de la Sierra de Grazalema o la Serranía de Ronda, y también a los famosos pueblos blancos.

En total son 20 municipios, entre los que destacan lugares como Arcos de la Frontera, Bornos, Villamartín, Zahara de la Sierra, Ronda, Casares, Líbar, Benacoaz, Olvera o Setenil de las Bodegas, sólo por nombrar algunos.

  • Road trip por los pueblos más encantadores de Asturias
Asturias

El norte de España también es un buen destino para marcarse un road trip por los amigos. En concreto, Asturias, cuenta con todo lo necesario para enamorarnos. Desde parajes naturales en plena montaña, hasta poblaciones pesqueras bañadas por el mar. ¿Lo mejor de todo? Que en Asturias, además, se come excelentemente bien.

No pueden faltar en esta hoja de ruta lugares como Cudillero, Taramundi, la Senda del Oso, Luarca, los hermosísimos Lagos de Covadonga —y el espectacular Santuario—, Llanes, Cangas de Onís o Candás.

Fotos | iStock- jacoblund, jslsvg, J2R, JackF, Unsplash (1), (2), (3)

Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio