Publicidad

Un paseo por la Península de Banks. Descubriendo el pasado francés de Akaroa, en Nueva Zelanda

Un paseo por la Península de Banks. Descubriendo el pasado francés de Akaroa, en Nueva Zelanda
1 comentario

Publicidad

Publicidad

Hoy nos situamos en el otro lado del planeta, en la Isla Sur de Nueva Zelanda. Desde Christchurch, hice una excursión de un día a la Península de Banks, atraído por sus paisajes, fruto de su pasado volcánico, y por Akaroa, la ciudad de Nueva Zelanda de mayor influencia francesa.

Las erupciones volcánicas han creado un paisaje excepcional con cientos de bahías que podemos contemplar conduciendo por carreteras solitarias y caminando por alguna de las muchas rutas senderistas que hay disponibles.

La más grande de las bahías es Akaroa Harbour, aquí se encuentra Akaroa, la principal población de la Península de Banks. Se utiliza como puerto deportivo y, a veces, es posible ver delfines Héctor, la especie más pequeña que existe. Si quieres verlos más de cerca, y también focas y pingüinos, puedes contratar una excursión en barco a otras bahías cercanas. Pregunta en la oficina de información turística de Akaroa.

A mediados del siglo XIX, Akaroa fue asentamiento de ingleses y franceses. Justamente uno de los rasgos característicos de Akaroa es su pasado colonial francés, que todavía es palpable en el estilo de sus casas e incluso en los nombre de las calles, escritos en francés.

Playa de la bahía Long Bay. Península de Banks

Después de visitar Akaroa, quise tener una perspectiva de toda la Península de Banks, para ello conduje por la solitaria carretera Summit Road, desde donde es fácil imaginar los volcanes que, millones de años atrás, dieron lugar al actual paisaje. Puedes proseguir por Long Bay Road y caminar por uno de los senderos de la Reserva Natural Hinewai. Y si tienes curiosidad por saber cómo es una de las bahías que se divisan a lo lejos, puedes hacer un treking de una hora hasta la playa de Long Bay. Es muy probable que la única compañía que tengas allí sean aves marinas.

Ahora que conoces la Península de Banks, si te apetece pasar un día en un pueblo con aire francés y observar bellos paisajes, Akaroa está a tan solo 75 kilómetros al sureste de Christchurch.

Fotos | Mar Serrano
En Diario del Viajero | Los glaciares Franz Josef y Fox en Nueva Zelanda

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir