Compartir
Publicidad
Publicidad

Bodmin Moor, Cornualles, Inglaterra

Bodmin Moor, Cornualles, Inglaterra
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En el corazón de Cornualles, al sur de Inglaterra y con tan sólo unos 15km de diámetro, se encuentra el más pequeño de los grandes páramos del país (llamados "moors"). Hablamos de Bodmin Moor. Los páramos, o moors, son extensiones de territorio desnudo que acostumbran a ser de poca elevación, con pequeñas colinas herbosas y golpeadas con fuertes vientos.

A cualquiera que atraviese este desolado páramo le invadirá una extraña, pero agradable, sensación de soledad, aún más acentuada por las reliquias de más de tres mil quinientos años de antigüedad que dejaron los pobladores de estas tierras en la Edad de Bronce. En la zona hay también algunos alojamientos muy confortables estilo casas de campo llamados "cottages" en los cuales uno puede, al final del día, perderse en sus pensamientos durante horas con una taza de té caliente delante del fuego. Aunque la población principal es Bodmin, hay también otros pequeños núcleos muy recomendables, como el pueblo de Saint Neot, que es de los más bien conservados de la zona y un buen punto de partida para visitar la parte sur del páramo. Además, Saint Neot cuenta con una pequeña iglesia que data del s.XV y que posee uno de los conjuntos de vidrieras más impresionantes de todas las parroquias del país.

Es toda una experiencia caminar y dejarse impresionar por los inhóspitos paisajes que este lugar nos ofrece hasta llegar, por unos senderos bien trazados, a dos de los restos históricos más interesantes de Bodmin Moor: "The Hurlers" y "The Cheesewrings".

The Hurlers es un ancho complejo compuesto de tres grandes círculos hechos con piedras de casi dos metros de altura, colocadas verticalmente y que datan del año 1500 a.C. aproximadamente. Nadie sabe con exactitud con qué propósito estas piedras fueron colocadas en esa posición, formando los círculos. El segundo resto histórico destacable, y el más impresionante, es The Cheesewrings. Se trata de una especie de pilares de enormes piedras con un aparente precario equilibrio. Digo aparente porque, aunque parezca que vayan a caerse en algún momento, The Cheesewrings han permanecido en esta posición durante más de 3000 años.

Pero quizás lo más extraño e inquietante es la forma redondeada de estas enormes piedras, lo cual se debe lo cual se debe a la continua y constante acción del viento, que ha ido golpeando y puliendo las piedras durante tres milenios hasta dejarlas en su aspecto actual. Realmente sorprendente.

Sitio oficial | Bodmin Moor , Cornualles

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio