Compartir
Publicidad

Consejos para visitar un balneario en Budapest

Consejos para visitar un balneario en Budapest
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad
Balneario Széchenyi – Budapest

Una cita ineludible a nuestro paso por Budapest es visitar uno de sus famosos y antiguos balnearios. Una tradición que se remonta a muchos siglos atrás cuando la ciudad era ya bien conocida por la calidad de sus aguas y las instalaciones de sus balnearios.

Es una costumbre muy popular por lo que un balneario es un buen sitio para conocer gente del lugar. Si bien en un principio los balnearios eran reservados sólo para hombres, ahora tienen abiertas sus puertas para ambos sexos (aunque algunos tardaron un poco en admitir mujeres en sus instalaciones).

Te damos aquí algunos consejos para que puedas guiarte y disfrutar más de tu visita a los balnearios de Budapest.

balneario budapest
Balneario Gellért – Budapest

  • Muchos balnearios más tradicionales tienen servicios separados por sexo, incluyendo las piscinas. Si quieres compartirlo en pareja, consulta antes las web de cada balneario. En los casos de separación por sexo, no se usa bañador.
  • Todos los balnearios tienen su lista de precios en la puerta. Es extensísima porque hay planes combinados de todo tipo. Están escritas en húngaro y en inglés. Si estás de paso, con que averigües el precio de un plan por 4 horas, te será suficiente.
  • La mayoría de los balnearios tienen taquillas para dejar tus pertenencias. Cuestan unos 2 euros.
  • Llévate tus chanclas, tu gorrito y bañador (si vas a un balneario mixto). En el lugar podrías alquilarte lo que te falte, pero todo suma.
  • budapest

  • También llévate tu toalla de ducha. También puedes alquilar una allí, pero son un poco caras y no de buena calidad (de ésas que “raspan”. Y no sería un buen final para una experiencia relajante.
  • En cada piscina hay señales con la profundidad y la temperatura del agua. Mira dónde te metes.
  • Muchos balnearios tienen también una sauna. Su uso está incluído en la tarifa.
  • También suelen ofrecer muchos tipos de masajes, pero éstos no están dentro de la tarifa básica.
  • En los balnearios de Szécheny, Gellért, Dagály y Palatinus encontrarás piscinas con olas.
  • Si viajas con tus niños, serán bien recibidos en los balnearios mixtos; simpre acompañados de un adulto y con las mismas recomendaciones que dimos para mayores (llevar gorrito, chanclas, bañador…e tc.)
  • Fotos | Alex Proimos, Simon Welsh, A.Marga’s
    En Diario del Viajero | Viaje de relax por los spas de República Checa

    Temas
    Publicidad
    Comentarios cerrados
    Publicidad
    Publicidad
    Inicio