Compartir
Publicidad

Visita a la Biblioteca y Casa Museo Menéndez Pelayo en Santander

Visita a la Biblioteca y Casa Museo Menéndez Pelayo en Santander
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si hay algo que no podía faltar en mi reciente viaje a Santander era la visita a la biblioteca y Casa Museo Menéndez Pelayo, insigne filólogo santanderino que dejó escritas importantes líneas para cualquier amante de las letras hispanas.

En Santander nació, vivió y murió Menéndez Pelayo, dejando un importante legado no solo para la historia de la literatura sino para la ciudad. Al municipio legó su rica biblioteca particular de cuarenta y cinco mil volúmenes, una valiosa y preciosa biblioteca que podemos conocer hoy.

Tras la muerte de Marcelino Menéndez Pelayo en 1912, y tras aceptar el Ayuntamiento de la ciudad el legado del hispanista, se decidió albergar la colección de libros en el edificio renovado de la antigua biblioteca, junto a la casa familiar de los Menéndez Pelayo.

El arquitecto cántabro Leonardo Rucabado dio comienzo a las obras en 1915 respetando el perímetro y forma del edificio original. La muerte del arquitecto en 1918 retrasó la inauguración de la Biblioteca, que se produjo en 1923 con la presencia del Rey Alfonso XIII.

Hay abundante utilización de motivos herrerianos en la distribución de fachadas, y en las decoraciones de pirámides y bolas. Destaca la escalinata de doble tramo hacia la puerta principal, presidida por la escultura sedente del sabio, en mármol.

Sala Biblioteca Menéndez Pelayo

Visita a la Biblioteca de Menéndez Pelayo en Santander

Antes de pasar al interior de la Biblioteca, en la sala de recepción, podemos sentarnos para ver un vídeo que nos cuenta la historia de la biblioteca, la casa y aspectos importantes de la vida y obra del autor. Es muy familiar, el mismo personal encargado de la biblioteca nos invita a sentarnos y ver la proyección del vídeo en un monitor. Allí nos regalaron un cartel conmemorativo del centenario de la muerte de Menéndez Pelayo.

El interior de la Biblioteca es una maravilla. Sobra decir que, como Filóloga, me sentía emocionada, en un templo de la sabiduría. La sala se divide en tres naves rectangulares y la más elevada, la central, está iluminada gracias a unas bonitas vidrieras.

Las señoriales estanterías de roble atesoran la colección de 45.000 libros de don Marcelino, y allí los estudiosos pueden acceder a los volúmenes que también tocaron sus manos. La consulta de los fondos de la biblioteca es libre para investigadores, previa formalización de la ficha correspondiente que se facilita en el centro.

Me hubiera gustado acercarme a algunas de las obras que allí se guardan, muchas de gran valor, como "La Crónica Troyana", de finales del siglo XIII-comienzos del XIV, con bellas ilustraciones policromadas, o manuscritos de Quevedo, de Lope de Vega... Pero la visita con una niña de cinco años es necesariamente corta y dejamos la erudición para otro momento.

Existen 20 puestos de lectura y después de contemplar en silencio esta sala de los tesoros (apenas había una persona consultando algún libro), accedemos al exterior por la parte trasera de la biblioteca, donde nos espera un bonito patio y la casa familiar.

Habitación en la Casa Museo Menéndez Pelayo

La Casa-Museo Menéndez Pelayo

En el tranquilo jardín encontramos bustos de escritores, muchos del propio Marcelino, regalos de distintas entidades y personalidades.

La casa de la familia Menéndez Pelayo es una construcción de tipo afrancesado, realizada en 1876. En su interior pueden contemplarse comedor y sala de estar en la planta baja y, en el piso superior, el despacho de Enrique, hermano de don Marcelino, y la habitación y cama en que murió este.

El personal nos puede explicar lo que deseemos, aunque la visita la realizamos por libre (no se puede entrar a los cuartos, los vemos desde la puerta). Se conserva el mobiliario y la decoración original. Las visitas guiadas son gratuitas y se realizan de lunes a viernes, de 9'30 a 11'30 horas (cada 30 minutos).

La Biblioteca abre de 9.00 a 13.30 horas, de lunes a sábado y por las tardes de 16.30 a 21.00 horas, martes y jueves en periodo lectivo (cerrado los meses de julio a septiembre, así como Navidad y Semana Santa).

La Biblioteca y Casa Museo Menéndez Pelayo de Santander está en una zona muy céntrica, cerca del Ayuntamiento (calle Rubio, 6), y junto al Museo Municipal de Bellas Artes que, por supuesto, también aprovechamos para visitar en este momento. Pronto os lo contaré.

Sitio Oficial | Biblioteca Menéndez Pelayo Más información | Turismo Cantabria En Diario del viajero | La Librería Lello, tal vez la más bonita del mundo, Museo del Hombre y la Mar en la Península de la Magdalena, Santander: un homenaje a la Aventura

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio