Compartir
Publicidad
Publicidad

Sky Diving en Nueva Zelanda, una experiencia inolvidable

Sky Diving en Nueva Zelanda, una experiencia inolvidable
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una experiencia que a mi parecer nadie que viaje a Nueva Zelanda debe dejar de vivir es tirarse en paracaídas desde un avión. O lo que es lo mismo, practicar Sky Diving.

¿Y por qué en Nueva Zelanda, precisamente? En realidad no es que este país cuente con alguna característica que lo haga más idóneo para practicar este tipo de “deporte” que ningún otro; de hecho es incluso algo más caro, pero su espectacular geografía, casi incomparable a la de ningún otro lugar en el mundo, realmente invita a vivir la experiencia.

Nueva Zelanda es naturaleza en estado puro. Turistas de todo el mundo visitan el país cada año con el objetivo de perderse en sus bosques, escalar sus montañas, navegar en sus fiordos… y sí, también practicar uno o varios deportes de aventura.

Bungy jumping, jet boat, paragliding… las opciones son infinitas, pero teniendo en cuenta sus precios, ¿por qué no apostar por lo más impactante y llevarnos a casa una experiencia insuperable que a buen seguro recordaremos toda la vida?

Sky Diving Wanaka 02

Yo soy la primera en reconocer que los días antes de mi “gran salto” tenía los nervios a flor de piel. Varias veces estuve a punto de renunciar a ello, tal era el miedo que sentía. Al final me dije: “Son tan sólo 45 segundos: puedo hacerlo. Y si no puedo, no importa, porque una vez que esté en el aire no habrá forma de echarse atrás”.

Cómo me alegro de haberme atrevido. Ya, sé que “a toro pasado” es muy fácil decirlo, pero realmente el subidón de adrenalina que se siente al caer a una velocidad de 200 km por hora desde una distancia de 12.000 pies es tan brutal que compensa con creces el “canguelo” de los días anteriores. Es más, me atrevería a decir que esa sensación de euforia no sería tan fantástica sin esos nervios y la tensión acumulada previamente. Es algo inexplicable.

En cualquier caso, hacer Sky Diving es una experiencia que recomiendo encarecidamente. No dejéis pasar la oportunidad de hacerlo, aquí o en Nueva Zelanda, aunque seguro que si viajáis a este país terminaréis cayendo. ¡Es casi inevitable!

El precio de un salto en tándem en Wanaka (no el lugar más barato, pero sí uno de los más famosos) ronda los 600 dólares kiwis (478 euros) con el pack de fotos y doble grabación de vídeo: cameraflyer y handicam. Si optáis por un paquete más sencillo o hacerlo en una zona como Taupo, en la isla norte, podéis conseguir precios a partir de 250 dólares kiwis (200 euros).

Fotos | Carmen
En Diario del Viajero | Queenstown: la capital de los deportes de aventura en Nueva Zelanda, Puzzling World: el mundo de las ilusiones en Nueva Zelanda

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos