Compartir
Publicidad
Los mejores miradores de Alicante: el castillo de Santa Bárbara
Recomendaciones de la casa

Los mejores miradores de Alicante: el castillo de Santa Bárbara

Publicidad
Publicidad

Sobre el monte Benacantil, a 166 metros de altitud, el castillo de Santa Bárbara domina la ciudad y la bahía, convirtiéndose en uno de los mejores miradores de Alicante. De gran valor estratégico a lo largo de la historia, hoy se ha convertido en icono de la ciudad y en uno de sus rincones más visitados.

A ras de suelo, desde la playa, hay que buscar "la cara del moro", una parte de la montaña donde se encarama el castillo que se asemeja a un rostro. Pero vamos a asomarnos a este monumento, uno de los castillos de ciudad más espectaculares que adornan nuestra geografía.

El castillo de Santa Bárbara está representado en el escudo de la ciudad y tiene sus orígenes a finales del siglo IX, durante la dominación musulmana, aunque en las laderas del monte se han encontrado vestigios mucho más antiguos: restos arqueológicos de la Edad del Bronce, ibéricos y de la época romana.

El nombre con el que se conoce al castillo desde el siglo XIII proviene del día de la festividad de Santa Bárbara, 4 de diciembre, cuando el infante Alfonso de Castilla (futuro rey Alfonso X) tomó la fortaleza a los árabes, en 1248.

Castillo Santa Bárbara Alicante

Se hicieron varias remodelaciones a lo largo de los siglos, como una fortificación en el siglo XVI y la última ampliación en el sigo XVIII para añadir el recinto inferior. Posteriormente el castillo sufrió la destrucción debido a diversas acciones bélicas y finalmente cayó en el abandono, hasta que en el siglo XX se recuperó y restauró para su apertura al público.

Castillo de Santa Bárbara: visita y vistas

El castillo de Santa Bárbara de Alicante cuenta con tres recintos diferenciados, el más alto se conoce como "La torreta", donde están los vestigios más antiguos: unos basamentos de los siglos XI al XIII. También se encuentra la antigua Torre del Homenaje, el Baluarte de los Ingleses, el Parque de Ingenieros, la Sala Noble (antiguo hospital), Casa del Gobernador...

La explanada más elevada es conocida como recinto del "Macho del Castillo", donde estuvo la antigua alcazaba medieval. ¡Ojo con los días de viento desde el punto más alto del castillo!

En el recinto intermedio están las dependencias más importantes finalizadas en 1580: el Salón Felipe II, antiguo Cuerpo de la Tropa frente al amplio Patio de Armas, Cuerpo de Guardia, el Baluarte de la Reina, las ruinas de la ermita de Santa Bárbara...

El recinto inferior es el más moderno y es donde se encuentra el Revellín del Bon Repós (actualmente hace las funciones de aparcamiento). También vemos en la entrada el monumento al militar alicantino Félix Berenguer de Marquina, capitán general de Filipinas y virrey de Nuevo México.

El gran escudo de mármol blanco (s. XVIII) que recibe al visitante sobre la puerta de acceso al segundo recinto se hallaba en el Real Consulado del Mar, edificio destruido por una explosión.

Desde los diversos baluartes, garitas y otros puntos estratégicos se obtienen unas vistas excelentes a la ciudad de Alicante, el puerto y toda la costa hacia el norte hasta el Cabo de las Huertas y hacia el sur hasta Guardamar, incluida la isla de Tabarca frente a las costas de Santa Pola o el faro de esta localidad, otro de los mejores miradores de la provincia.

No es de extrañar que se escogiera este punto en lo alto del monte Benacantil para levantar el castillo y no perder detalle de lo que sucedía alrededor. Y no es difícil sentirnos vigías desde los baluartes, aunque ya no asomen peligros por el horizonte.

Vistas Castillo Santa Bárbara

El Museo MUSA en el Castillo

En el castillo de Santa Bárbara está ubicado el Museo de la Ciudad de Alicante MUSA, de entrada gratuita, integrado po­r cinco salas.­ Se complementan con el Aljibe renacentista y con la S­ala vídeo, que recoge una proyección acerca del “Espacio del dolor” (los calabozos).

Este museo nos aproxima al patrimonio alicantino, con restos arqueológicos y una explicación de la relación de la ciudad con el mar, la evolución de la ciudad, las distintas culturas que se han asentado en la zona desde la prehistoria... También hay exposiciones temporales de pago. El horario de las salas del MUSA es ode 10 a 14,30 y de 16 a 19 horas todos los días.

La visita al castillo de Santa Bárbara en Alicante es gratuita. El Castillo organiza diferentes eventos a lo largo del año, y cuenta con kioscos en los que avituallarse y zona para hacer picnic. El horario del castillo es de las 10 a las 22 horas (1 de abril a 30 de septiembre) 10 a 8 todos los días (1 de octubre a 31 de marzo).

Nuestra visita a la ciudad de Alicante no está completa si no nos asomamos a este mirador, uno de los mejores de la provincia. Pronto volveremos con otros balcones privilegiados.

Cierra algunos días festivos (24, 25, 31 de diciembre; 1 y 6 de enero), por lo que conviene consultar el horario. Si escogemos subir en el ascensor que se halla en la fachada marítima, el precio general es de 2'70 euros, pero se puede acceder en coche de forma gratuita.

Los ascensores fueron inaugurados en 1963, año en que el castillo fue abierto al público. Los ascensores hacen un recorrido por dentro de la montaña de 142,70 metros; se accede a ellos por un túnel de 204,83 metros de longitud que nace en la avenida de Jovellanos, frente a la playa del Postiguet.

Si llegamos al castillo en coche por la carretera que rodea el monte Benacantil por su parte posterior, en lo alto hay un aparcamiento para dejar el coche y explorar este recinto que nos va a ofrecer, entre otras cosas, las mejores vistas de la ciudad de Alicante. Allí, a 169 metros sobre el nivel del mar, la cámara de fotos no deja de funcionar.

Fotos | Datmater, Marco y scorzonera en Flickr-CC

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio