Compartir
Publicidad
10 lugares que visitar si quieres sentirte en otro planeta
Recomendaciones de la casa

10 lugares que visitar si quieres sentirte en otro planeta

Publicidad
Publicidad

No todo van a ser paisajes paradisíacos de playas maravillosas en las que tomarse cócteles con sombrillitas mientras estás a la sombra en la arena. Lo mismo tu elección es visitar zonas boscosas de árboles gigantes. Todo eso está muy bien pero si cada vez que ves una película de ciencia ficción y te quedas fascinado con los paisajes lunares, con Marte o con el planeta que sea estos son los 10 lugares que debes visitar si quieres sentirte en otro planeta. Y algunos de ellos están a la vuelta de la esquina.

1. The Pinnacles - Australia

10288229746_b41aea13b4_o.jpg

El Desierto de los Pináculos, en Australia Occidental es un paisaje lleno de formaciones de roca caliza que tienen su origen en acumulaciones de conchas de moluscos. El repunte del turismo fue en 1960 cuando lo añadieron al Parque Nacional de Nambung. Si os decidís a visitarlos la mejor época es en primavera (de agosto a octubre) porque las temperaturas son mucho más suaves. El parque también se encuentra bordeado por playas solitarias de arena blanca, magníficas para nadar, practicar snorkel y surf. Te cobran entrada para el parque pero es más bien simbólica.

2. Erongo - Namibia

14844845372_f14e4b4c77_o.jpg

Vámonos ahora hacia Namibia, a la región de Erongo y visitarás un lugar que parece totalmente la superficie de la luna, aunque algo más rojiza. Además del los paisajes, en la zona de costa puedes pescar y relajarte en la playa, por si te has agotado demasiado en esas lomas que has ido a visitar.

3. Salar de Uyuni - Bolivia

5753588894_754deab3c5_o.jpg

El Salar de Uyuni es el mayor desierto de sal continuo y alto del mundo y está dentro de la región altiplánica de los Andes. Si hace 40.000 años era un lago, ahora es una acumulación de sal que alcanza más allá de la vista de cualquiera, y es la mayor reserva de litio del mundo. Turísticamente, que es lo que nos ocupa os cuento que os podéis hospedar en un hotel hecho completamente de sal y ser uno de los 60.000 turistas que se pasan por esta zona de Bolivia al año.

4. Lago Natron - Tanzania

Lake Natron

Localizado en el gran Valle del Rift en Tanzania, el Lago Natron tiene una superficie cercana a los 800 km2 y aparece teñido de rojo por la acumulación de algas. También se aprecian formaciones de espirales de carbonato sódico que surgen de las profundidades a través de géiseres. Tiene su historia oscura porque hay quién dice que los animales se petrifican al tocar el agua, pero lo cierto es que encuentras peces y flamencos que consumen sus algas.

5. Capadocia - Turquía

Capadocia

Sobrevolar en globo la Capadocia en Turquía es un maravilloso despertar. Sus formaciones geológicas son únicas en el mundo y desde 1985 es zona protegida por la Declaración de Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. Los paisajes cuasi lunares de toba calcárea han adquirido formas caprichosas a lo largo de miles de años y la gente aún sigue viviendo en casas excavadas en las rocas en lugar de hacer edificios. Visita obligada si también quieres sentirte en una película de 'Star Wars'

6. Lago Mývatn - Islandia

Myvatn

Los turistas empiezan a llegar en masa a esta región de Islandia a visitar las formaciones volcánicas (ya sabemos que de eso está lleno el país) Lo más llamativo son los cráteres de Skútustaðir. No llegaron a emitir lava nunca, pero fueron originados por explosiones producidas cuando la lava entró en contacto con el agua del lago. Desde luego uno se puede imaginar a un astronauta pisando ahí por primera vez.

7. Valle de la Luna - Chile

6800119261_31b0edab14_o.jpg

A 13 km al oeste de Atacama, en Chile tenemos este maravilloso desierto del Valle de la Luna. Los estudios geológicos dicen que tuvo que existir un lago o mar interior hace millones de años. Lo que encontramos es un lugar lleno de crestas con puntas, hondonadas, montículos de colores grises y ocres, que le dan esa apariencia lunar tan característica.

8. Depresión de Danakil - Etiopía

Achilly

También tiene su origen en el Valle del Rift y lo llaman el Infierno en la tierra dadas sus condiciones climatológicas y su paisaje. La región del volcán Dallol tiene muchos manantiales ardientes con una fascinante gama de colores, de los anaranjados, al verde, blanco o amarillo, a causa del azufre y otros minerales. De las temperaturas que alcanza esta zona de Etiopía casi mejor no hablamos.

9. Parque de las Bárdenas Reales - Navarra - España

Bardenas 2

En España también tenemos nuestro paisaje de otro planeta en el Parque de las Bárdenas Reales en Navarra, zona declarada reserva de la Biosfera por la UNESCO. La erosión del suelo de arcilla ha creado caprichosas formas a lo largo de los siglos, con barrancos, mesetas planas y cerros solitarios. Sí, ese desierto de 'El Mundo nunca es suficiente' es este desierto nuestro.

10. Wai-O-Tapu - Nueva Zelanda

23883165035_c6abf9a526_o.jpg

Su nombre traducido del Maorí significa "agua sagrada" Wai-O-Tapu es una fascinante zona geotérmica en Nueva Zelanda. Cientos de cráteres, la mayoría de ellos formados en los últimos 900 años y que tienen nombres de lo más atractivos como 'Crater del Arco Iris', 'Morada del Diablo', 'Cráter del Trueno'... un lugar que desde luego es de visita obligada si pasas viajas hasta allá abajo. La página web del parque no tiene desperdicio.

Imágenes | fzhuo, www.wbayer.com - www.facebook.com/wbayercom, m•o•m•o, CBTis Radio 59, Rob Oo, Nico Kaiser, Achilli Family, Miguel Ángel García, Pegatina 1, Andrea Schaffer
En Diario del Viajero - Estas espectaculares cuevas de hielo te parecerán de otro mundo, pero están en éste
En Diario del Viajero - El desierto más seco del mundo, florido como nunca

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos