Compartir
Publicidad

Más de 15 barcos abandonados o perdidos que parecen de película (y algunos se pueden visitar) (y III)

Más de 15 barcos abandonados o perdidos que parecen de película (y algunos se pueden visitar) (y III)
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Seguimos descubriendo barcos abandonados o perdidos después de la primera y segunda entrega de esta serie de artículos.

11. Bachymo

Es el buque fantasma más longevo: al menos lleva 38 años a la deriva. Construido en 1914 en Suecia, es propiedad de la Compañía de la Bahía de Hudson, y se utilizaba en el comercio de pieles inuit asentamientos a lo largo de la Isla Victoria.

12. El mayor cementerio de barcos

cementerio Mauritania
En la bahía de Nouadhibou, en Mauritania, se encuentra el mayor cementerio de barcos de la Tierra. Albergando en sus costas más de 350 embarcaciones de todas las nacionalidades, allí varadas parecen ballenas oxidadas, algunas de las cuales originan improvisados arrecifes.

Parecen, en efecto, barcos fantasma porque la mayoría conserva intacta su estructura, ya que a diferencia de otros cementerios marinos, los barcos de esta playa no han sido desguazados. Un examen más atento, sin embargo, os revelará que estos buques derrelictos han surtido de elementos a muchos mauritanos para construirse sus propias viviendas; viviendas levantadas en las arenas del desierto del Sahara con restos de barcos muertos.

14. Kamchatka

Kamchatka
Estamos ante otro cementerio de barcos que merece una visita. Pero aquí no hace el calor de Mauritania, sino un frío de mil diablos, de los que provocan carámbanos en la nariz. Y es que Kamchatka está al noroeste de Rusia.

El mar permanece congelado casi todos los meses del año, y de él surge toda clase de gigantescos cascos de barcos, incluso veréis submarinos de la armada rusa.

15. Buques de guerra en Scapa Flow

a
Las Orcadas son un archipiélago de unas 70 islas, de las cuales 20 están habitadas, frente a la costa norte de Escocia. Pero el lugar más mágico de las Orcadas está bajo el mar. Un lugar único para los aficionados al submarinismo: Scapa Flow.

Un puerto natural repleto de pecios pertenecientes a una flota de buques alemanes de la Primera Guerra Mundial que optó por hundirse a sí misma antes que ser capturada por los británicos.

Muchas empresas ofrecen inmersiones en Scapa Flow, el lugar del hundimiento, para contemplar estos gigantes de hierro hundidos, lo cual ha convertido el lugar en uno de los más preciados por los buceadores. Un total de 25.000 toneladas de acorazados de la flota alemana esperan allí abajo para que sean redescubiertos por turistas aventureros.

Fotos | Wikipedia | Panoramio / Antonio Guillen

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio