Compartir
Publicidad
Publicidad
El Castillo de Howth y la leyenda de la pirata irlandesa Gráinne O'Malley
Irlanda

El Castillo de Howth y la leyenda de la pirata irlandesa Gráinne O'Malley

Publicidad
Publicidad

Muy cerca de Dublín, -a menos de 30 minutos en el tren de cercanías- se encuentra Howth, una población costera que resulta muy atractiva para el turismo tanto local como extranjero. Entre los atractivos de esta ciudad, diremos que cuenta con un animado mercado, barcos pesqueros que venden sus capturas en las pescaderías locales y muchos restaurantes, así como estupendas vistas de la ciudad de Dublín. Lo que muchos de los visitantes no conocen es que en esta zona está el Castillo de Howth, famoso por la leyenda de la pirata irlandesa Gráinne O'Malley.

Lo normal al llegar a Howth es salir de la estación y dirigirse hacia la izquierda, hacia donde está el pueblo. Allí nos esperan muchos atractivos turísticos, gastronómicos y unas vistas estupendas de la costa irlandesa. Sin embargo, si al salir de la estación caminamos siguiendo la carretera hacia nuestra derecha, encontramos el Castillo de Howth a menos de cinco minutos y su visita merece la pena.

El Castillo de Howth

Dublin

El castillo de Howth es una pequeña fortaleza que alberga aún las ruinas de una pequeña iglesia y una casa familiar, que siguen habitando los descendientes del Barón de Howth, la familia Gaisford St. Laurence. Quizás por lo costoso que resultaría el mantenimiento de las partes antiguas del castillo o porque es la vivienda en la que habita por la familia, este castillo para muchos es más conocido por ser la entrada a un club de golf que por su historia.

Se puede acceder caminando a los exteriores del castillo que hoy ofrece a sus visitantes actividades como una escuela de cocina o el antes mencionado campo de golf, si bien no se puede visitar el interior del castillo por ser la residencia familiar de los Gaisford St. Laurence. Sin embargo, como luego os contaré, de acuerdo a la leyenda de una visita a este castillo que hizo en 1576 la pirata Gráinne Ní Mháille (Grace O'Malley en inglés), hoy sí sería posible visitar este castillo, incluso se podría cenar con la familia heredera del Barón de Howth, sin coste alguno, siendo recibido como invitados.

How2

Antes de contaros la leyenda, os diré que el Castillo de Howth fue construido en 1464 sobre una estructura anterior hecha en madera erigida por Almeric Howth, primer señor de la zona que llegó allí en el año 1177. Posteriormente fue reconstruido varias veces siendo las partes más antiguas las construidas en el siglo XV.

El castillo se puede visitar los domingos, a través de visitas concertadas con operadores turísticos. Tenéis más información en la web oficial del Castillo. También se puede visitar en verano, en las jornadas de puertas abiertas. Y quizás, también se puede visitar de otra forma, de acuerdo a la leyenda de la pirata irlandesa más famosa. Además, el castillo de Howth es el escenario de la novela de James Joyce "Finnegans Wake" que se desenvuelve en el castillo y sus alrededores, -lo que apunta hacia Dublín-

La pirata Gráinne Ní Mháille, Gráinne O'Malley o Grace O'Malley

La leyenda de esta mujer aguerrida a quien su padre prohibió embarcar por el riesgo de que su larga cabellera se enredara en los cabos del barco y decidió raparse para ser una más en la tripulación pirata, nos muestra el valor y determinación de esta mujer. Al margen de las hazañas de su azarosa vida, esta pirata irlandesa tuvo mucho que ver con la historia del castillo de Howth.

En el año 1576, durante un viaje a Dublín, Gráinne llegó al puerto de Howth y se dirigió al castillo de Howth, solicitando provisiones para ella y sus marineros. El señor del castillo, el Barón de Howth le denegó la entrada dadas las horas intempestivas a las que llegaron, porque la familia estaba cenando.

Howht 3

En represalia, la temible pirata asaltó el castillo y secuestró al heredero, acordando como condición para su rescate que a partir de entonces el castillo siempre mantendría sus puertas abiertas para los visitantes inesperados que tendrían siempre un cubierto en la mesa para poder cenar allí. En prueba del acuerdo, el Barón de Howth entregó un anillo a la pirata, anillo que aún conservan los descendientes de O'Malley y el castillo, deja siempre abierta la puerta a la hora de cenar y mantiene su promesa poniendo en la mesa un servicio más por si llega un visitante inesperado.

No tuve ocasión de presentarme a cenar, pero me encantó la visita por los exteriores del Castillo de Howth y conocer la leyenda de la pirata irlandesa Gráinne O'Malley. Si os acercáis al puerto de Howth cuando paséis unos días en Dublín, os recomiendo hacer una visita al Castillo y sentir cómo debió ser la visita de Gráinne hace unos 450 años.

Este viaje se realizó gracias a una invitación de Descubre Irlanda sin que mediara ningún compromiso de opinión o publicación. Aquí puedes ver nuestra política de relación con empresas.

En Diario del Viajero | El Castillo de los Obispos de Sigüenza y el fantasma de Doña Blanca
En Diario del Viajero | El Museo de Martín Chirino en el Castillo de la Luz en Gran Canaria

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos