14 museos en España que son una joya oculta: magníficos pero casi nadie los conoce
Museos

14 museos en España que son una joya oculta: magníficos pero casi nadie los conoce

HOY SE HABLA DE

Cuando pensamos en visitar museos nuestra inercia es ir hacia los más conocidos, los más grandes, dejando de lado los pequeños y olvidados pero que nos pueden proporcionar un rato maravilloso y aumentar nuestro conocimiento en las ramas más diversas. Pensando en esos pequeños lugares nada mejor que hacer un recorrido por 14 museos de España que son una joya oculta, magníficos pero casi nadie los conoce.

Museos dedicados a las cosas más inverosímiles como los orinales o las carrozas fúnebres o museos que alimentan alma y cuerpo como el del chocolate, así como los que están dedicados a las cosas más curiosas. Un recorrido por museos desconocidos pero que merecen su reconocimiento.

Museos perfectos para niños... y no tan niños

Munecas

Tenemos una niña dentro y da igual la edad que tengamos las muñecas nos gustan, así que este Museo de la Muñeca de Onil es todo un subidón de vuelta a la infancia y de admiración por la cantidad de muñecas y vestidos que hay. Hay más de 1.200 muñecas de entre los siglos XVIII y XX, algunas con piezas restauradas y otras sin ningún tipo de arreglo, con una gran colección de Nancys y Mariquita Pérez.

Los castillos siempre atraen, y si su historia es amplia y variada, mucho más. En A Coruña está el Museo Arqueológico e Histórico Castillo de San Antón, que es ambas cosas: un museo dentro de un castillo. Fue construido en el islote del mismo nombre y a lo largo de su historia fue lazareto, vio partir a la Armada Invencible, fue fortaleza defensiva (aguantó el empaque de la Armada de Drake en su intento de invasión de la ciudad), cárcel y ahora un museo que guarda piezas maravillosas.

Raton Perez

La ilusión de los niños cuando guardan su diente bajo la almohada el día que se les cae, esperando la visita de este ratoncillo mágico que lo recoge y lo cambia por un juguete, no termina nunca. Buena prueba de ello es la Casa Museo del Ratón Pérez en Madrid y que hace las delicias de niños y mayores. Hay se cuenta todo sobre el cuento que el Padre Coloma le contó al rey niño Alfonso XIII.

Y niños fueron los que jugaban con soldaditos de plomo aunque ahora hagan las delicias de mayores. En el Museo de Soldaditos de Plomo L’Iber, en Valencia hay más de un millón de estas pequeñas piezas (aunque en exposición hay unos 95000) que se organizan en salas temáticas. Además es un gran catalizador de la vida cultural de la ciudad.

Museos dedicados a objetos de lo más curiosos

potty

¿Hay suficientes historia como para dedicarle un museo a la vacinilla? Pues sí, y el Museo del orinal en Ciudad Rodrigo es todo un repaso al nacimiento e historia de esta singular pieza y sus amigas las escupideras. Un repaso que se hace gracias a auténticas obras de arte expuestas (y limpias)

De lo gracioso del elemento que se usa para evacuar a lo terrible de un museo de la Tortura, que encontramos en Santillana del Mar, donde se exponen más de medio centenar de instrumentos de tortura y pena capital originales de Europa desde los siglos XV hasta el XIX: castigos, torturas, instrumentos para torturar específicamente a mujeres... todos con su correspondiente ilustración explicativa.

Tortura

Y terminamos con el Museo de las Carrozas Fúnebres de Montjuic, en Barcelona, un lugar lúgubre pero inmensamente bello. Guarda 19 piezas: 13 carrozas y 6 carruajes de acompañamiento, cada una con su panel explicativo.

Museos llenos de olores y sabores

Sala Ii Del Museo Del Chocolate De Astorga 1

Quizás cuando pensamos en Astorga y en sabores lo que se nos viene al paladar son los mantecados, pero ahí se encuentra el estupendo Museo del Chocolate de Astorga, que nada más entrar se disfruta con los cinco sentidos, pero sobre todo con el gusto y el olfato. Toda la historia de la industria chocolatera de la región se encuentra entre sus paredes.

Otro de esos museos llenos de sabor y olor es el Museo del Platano en Tazacorte, en La Palma. Escondido entre las calles del pueblo, rodeado de plataneros y en una ubicación que vale la pena visitar está el único museo dedicado al plátano de Europa. Es una antigua casa canaria de dos plantas y se ofrece degustación de productos tradicionales incluido en el precio.

Y para terminar con los museos de los sentidos tenemos el Museo del Pan de Mayorga, Valladolid, un museo de lo más didáctico dedicado al alimento más extendido del mundo. Desde sus ingredientes a la elaboración, es un recorrido completo por la historia y maneras del pan.

Museos dedicados a momentos importantes de la historia de España

Carabelas

El Muelle de las Carabelas es un museo ubicado en Palos de la Frontera, Huelva, en el que se conservan las reproducciones de La Niña, La Pinta y La Santa María que se construyeron en 1992 para celebrar el V Centenario del descubrimiento de América. Y bueno, tampoco es que sea poco conocido, porque es el museo más visitado de Andalucía.

Para los que como yo tenemos más años que el hilo negro recordamos las andanzas de Curro Jiménez, bandolero televisivo y quizás despierte nuestro interés el Museo de los Bandoleros en Ronda, Málaga. Su objetivo es contar la historia del bandolerismo en Málaga y conserva libros, armas, documentos, imágenes de bandoleros, vestuario, grabados, litografías, sellos oficiales, prensa de la época, romanceros, fotografías, barros Malagueños.... y por supuesto, hay un lugar de honor para bandoleros famosos como el Tragabuches, el Tempranillo o Diego Corrientes

zugarramurdi

El Museo de las Brujas de Zugarramurdi no es que sea de los menos conocidos, pero sí que es una estupenda opción de visita descubrir las historias y leyendas que fueron surgiendo en torno al proceso inquisitorial de 1610. Parte leyenda, parte memoria histórica es un gran añadido a una visita a la comunidad foral de Navarra.

Y vamos a terminar con algo bonito, con el Museo de la Paz de Gernika, porque siempre es bueno que de sucesos terribles surjan cosas maravillosas. Tal y como indica su nombre es un museo temático dedicado a la cultura de la paz. Inspirado en el trágico bombardeo de Gernika, aborda Historia y Paz.

Imágenes | Museo del Orinal, Marta, Museo de la Muñeca de Onil, Jesús Reinoso

Temas
Inicio