Compartir
Publicidad

Alojarte en un albergue diferente

Alojarte en un albergue diferente
Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En varias ocasiones hemos hablado de alojamientos poco comunes, como una mina, una suite aérea o un tren, entre otros. Hoy traemos una selección de albergues diferentes, para quienes les guste adornar sus vaciones con alojamientos un tanto particulares.

  • Carbisdale Castle en Culrain (Escocia): se trata de un castillo cargado de historia y situado entre bosques. Además de sus buenas instalaciones, decoradas con estatuas y colecciones de arte, se pueden hacer caminatas para disfrutar de la naturaleza de la zona. Por otro lado, según dicen, hay un fantasma en el castillo…
  • Point Montara Lighthouse (Estados Unidos): es un faro que ha sido restaurado y que ahora se ha convertido en albergue. El alojamiento en un faro es una oportunidad para explorar la costa que, en este caso, significa la posibilidad de avistar ballenas grises, disfrutar de las playas o hacer windsurf, entre otras actividades.
  • Boatel Fortuna en Budapest: este albergue está justamente a orillas del Danubio, anclado en sus aguas del lado de Pest. Se trata de un barco que ha sido reconvertido para acoger a los viajeros en sus 42 habitaciones. Un albergue con encanto, que ofrece a sus huéspedes buenas vistas de la Isla Margarita.
  • Stockholm-Arlanda en Estocolmo: un albergue ubicado precisamente dentro de un jumbo en el aeropuerto de la capital sueca. De hecho, hay una suite de lujo en la cabina de piloto, desde la cual se tienen vistas panorámicas del aeropuerto.

briavels castle lidney

  • St Briavel’s Castle en Lidney (Inglaterra): otro castillo más dentro de la selección de albergues. En este caso, es un castillo medieval del siglo XIII que cuenta con torres circulares y un foso. Desde aquí, los viajeros están bastante cerca para visitar el castillo de Chepstow y la abadía de Tintern. La ventaja es que es mucho más asequible que otros castillos de Europa donde pasar la noche.
  • Catalazete de Lisboa en Oeiras (Portugal): este albergue poco común está situado muy cerca de Lisboa, en un antiguo fuerte. Está relativamente cerca de la playa y de varios lugares de interés.
  • Långholmen en Estocolmo: este albergue juvenil de lujo, que fue el mejor albergue de Suecia en 2008, ofrece una experiencia única. Se trata de una antigua prisión situada en la isla de Långholmen, en el centro de la capital sueca. El albergue cuenta en su interior con un museo de la historia de las cárceles en los últimos 250 años.

A diferencia de otros hoteles extraños que podemos encontrar, como el que ofrece a sus huéspedes vivir como hámsters, alojarme en un castillo o en un barco, por ejemplo, sí creo que podrían ser posibilidades interesantes para un viaje.

Vía | Hosteling International
Fotos | geograph.org y flickr de carlbob
En Diario del Viajero | Alojarse en una caravana de circo
En Diario del Viajero | Dormir en un molino
En Diario del Viajero | Los 10 hoteles más excéntricos y originales

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio