Compartir
Publicidad

Cómo moverse por París

Cómo moverse por París
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La ciudad ofrece una variedad de servicios de transporte público muy convenientes. Las redes de metro, tranvía, autobuses y RER (Red Exprés Regional, un tren de cercanías) permiten desplazarse perfectamente por el centro y las afueras de París, además de las dos piernas que nos permiten descubrir la ciudad, a mi parecer, de la mejor manera: a pie.

Pero muchas veces el tiempo no alcanza o las piernas se cansan, por eso hay un montón de alternativas válidas para moverse.

Metro: el Métropolitain o Métro cuenta con 16 líneas numeradas del 1 al 14 más dos pequeñas, la 3 bis y 7 bis. Funciona desde las 5 de la mañana hasta la 1. Algunas estaciones no están muy bien señalizadas, especialmente la de Chatêlet-Les Halles (lo he experimentado en carne propia), por lo que se recomienda ir con mil ojos para atinar con la salida.

Me ha sorprendido ver que algunas líneas son bastante concurridas, sea la hora que sea. Algunas huelen muy mal y se las ve bastante descuidadas. Si vas con maletas, ten en cuenta que no todas las estaciones tienen escaleras mecánicas y que no es fácil pasar con el trolley por lo molinillos. En la medida de lo posible, lleva una maleta pequeña y con rueditas, para poder cargarla y atravesar los molinillos y las puertas de salida que son estrechas. Como último dato, no se puede fumar en los andenes y hay cobertura de móvil dentro del metro.

El billete para un viaje cuesta 1,60 euros mientras que 10 billetes (o carnet) cuestan 11,40 euros. Conviene ir con monedas para comprar el o los billetes en las máquinas expendedoras, ya que si compras en ventanilla sin cambio tienes que aguantar la mala cara del vendedor. Pagué con 20 euros un carnet (11,40 euros) y no me lo querían vender porque no llevaba billetes más pequeños. Si tuviera cambio usaba las máquinas, le respondí. Por eso, mejor llevar monedas, aunque juntar 11,40 euros en monedas…

Imprescindible coger un plano de los transportes de París al arribar al aeropuerto o a la primera estación de metro que lleguemos. Hay unas versiones de los planes de bolsillo (poche) muy prácticas. En el plano aparecen tres mapas: el de los recorridos de autobuses, el de RER y el más completo, el que muestra la red de metro, RER y tranvía que nos permite hacer las combinaciones que más nos convengan.

Un comentario que no puedo pasar por alto del metro de París es la belleza de sus entradas. Las bocas de metro de París, sobretodo las más antiguas, son bellísimas al igual que los carteles indicadores, ícono urbano de la ciudad, que no son siempre iguales. Algunas están señalizadas con la palabra Métropolitain, otras con la palabra Métro y otras simplemente con una M.

RER: la Red Exprés Regional (Red de Expresos Regionales) cuenta con 5 líneas denominadas con letras, de la A a la E y los trenes circulan entre las 5:30 y las 00:30 horas. Comunican el centro de la ciudad con las afueras, aunque cuenta con un montón de estaciones en el centro de la ciudad compartidas con las de metro. Conecta con sitios más allá de la capital como los aeropuertos de Orly (más Orlyval) y Charles de Gaulle, el Palacio de Versalles y Dinseyland Paris.

A tomar muy en cuenta: no todos los trenes paran en todas las estaciones, por eso antes de coger uno chequear en los carteles que se encuentra en los andenes que el tren hace parada en la estación a la que queremos ir.

Tranvía: cuenta con cuatro líneas denominadas T1,T2,T3 y T4, aunque están en proyecto más ampliaciones. Es un tren ligero que circula por la superficie y sus estaciones están marcadas con una T. Es muy silencioso por lo que al pasar toca una campanilla.

Autobuses: como preferible, es mejor el metro, aunque a veces uno se pierde mucho de la superficie. Yo he cogido un autobús para hacer el trayecto desde La Défense hasta Musée d’Orsay, he tenido suerte pues ha venido pronto, había sitio para sentarse y disfruté del paseo turístico por los distritos del norte de la ciudad. Los autobuses del centro llevan números de dos cifras mientras que los de cercanías, de tres cifras. En cada parada se indican las líneas de autobuses que pasan, y el recorrido, que también aparece en carteles dentro del autobús. El servicio ordinario funciona de lunes a sábado de 5:30 a 20.30 horas, algunas líneas hasta las 0:30 horas, domingos y feriados. Por la noche, el servicio Noctilien opera con 18 líneas nocturnas hasta las 5 de la mañana.

Al subir al autobús hay que validar el billete en una máquina (sirve el mismo ticket que para metro, RER y tranvía) y para bajar, como en todos lados, se aprieta un botón para solicitar la parada.

Coche: desde luego, no recomiendo utilizar el coche para moverse por el centro de París. Entre atascos, falta de sitio para aparcar y gastos de párking es preferible utilizar el transporte público, salvo que te alojes en las afueras de la capital en un hotel con párking.

Bicicleta: a mi parecer, una de las mejores formas de recorrer la ciudad, especialmente de noche, cuando el tráfico se ha calmado. Aunque pueda parecer que los coches te pasarán por encima, nada que ver. París es una de las ciudades más bici-fiendly del mundo, y cuenta con estructura urbana para que circulen con seguirdad, existen carriles especiales aunque hay que estar muy atento ya que los parisinos son "especiales" para conducir.

El sistema de alquiler de bicis Vélib' cuenta con casi 1.500 puntos de alquiler, es decir cada tres o cuatro calles nos topamos con una. Tiene la gran ventaja de que puedes coger una bici en una estación y devolverla en otra, y las tarifas son muy accesibles. Los primeros 30 minutos son gratis, la primera media hora adicional cuesta 1 euro, la segunda 2 euros y a partir de la tercera, 4 euros cada media hora. Es un medio de transporte muy práctico para hacer turismo e incluso para los propios parisinos, ya que muchos lo utilizan para llegar de la oficina a casa.

Por último, quiero comentar que existe un abono de transporte combinado llamado París Visite. Es un billete de transporte compuesto por una tarjeta y un cupón que se puede usar en el metro, RER, autobuses, tranvía, trenes de cercanías SNCF, Funicular de Montmartre, Montmartrobus, Noctilien y autobuses de la red Optile, en función a las zonas seleccionadas (de 1 a 3 ó de 1 a 6). Se puede comprar por 1, 2, 3 ó 5 días consecutivos. Depende de qué prefieras visitar deberás hacer cuentas para ver si te conviene.

Sitio oficial | RATP-Transports en Île de France En Diario del Viajero | Paris en bici gratis, París desde la bici, Plano interactivo del metro de París

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos