Compartir
Publicidad

Semana Santa 2009: Portugal

Semana Santa 2009: Portugal
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Dentro de las celebraciones religiosas de la Semana Santa que se realizan en todo el mundo, las que encontramos en Portugal suman su propio carácter heredado por su historia de navegantes que supieron recoger tradiciones y costumbres allí por donde pasaban.

En Castelo de Vide, por ejemplo, la Semana de la Pasión se vive con especial intensidad. Sus procesiones suman influencias en un entorno histórico muy interesante. Es una Semana Santa diferente, ya que conserva ciertas raíces judías, que recuerdan al Yon Kippur, día judío del arrepentimiento en el que se bendice a los animales y sus gentes piden perdón por sus faltas. Asimismo, las tradiciones gastronómicas de pueblos moros se funden en la mesa de Pascua alrededor del borego o cordero a la usanza del norte de Africa.

Castelo de Vide

Su ciudadela medieval es una de las mejor conservadas del territorio portugués. Los visitantes que busquen el sentido religioso de la fiesta, tendrán más de 32 iglesias para recorrer, cada una con su estilo propio y además, las calles de una de las juderías más fielmente conservadas de Europa.

El viajero que se acerque a este pequeño pueblo del Alentejo portugués, se dará cuenta que en otros tiempos Castelo de Vide jugó un importante papel militar y religioso en la zona. Prueba de ello es la Fortaleza de San Roque donde se encuentra la iglesia del mismo nombre (s.XVIII), o las murallas al otro lado del pueblo, entre las cuales se ubica la iglesia de Nossa Senhora da Alegría (s. XVII) con un hermoso pórtico de granito decorado con los tradicionales azulejos portugueses.

Es San Tiago la iglesia más antigua del pueblo (s. XVI) sin embargo, encontramos muchas otros templos que nacieron aquí entre el siglo XVI y el XVIII. Las calles de Castelo de Vide se llenan de fieles los días de Semana Santa acompañando los pasos de todos sus santos que en su itinerario pasan por la antigua Sinagoga a rendir su tributo en un gesto de convivencia. El sábado por la mañana, los pastores de la región invaden el centro de la ciudad con sus rebaños para que sean bendecidos y en la Vigilia Pascual, las personas se acercan y piden perdón por sus faltas como en la tradición judía.

Al final de la misa, los fieles llevan cencerros y campanas que tocan para acompañar el Cortejo del Aleluya, recorriendo la ciudad. Y, como siempre en Portugal, en la mesa se continúa la fiesta: Cordero lechal asado, guiso de cordero, albóndigas de carne, "arrufadas", huevos de chocolate y almendras confitadas, y un larguísimo etcétera.

Braga

Braga también tiene una celebración de la Semana Santa muy personal. La Procesión del Ecce Homo, en Viernes Santo, es dirigida por los "Farricocos" por las calles de la ciudad a la luz de las hogueras.. Son ellos hombres descalzos, con túnicas moradas y cabezas tapadas con una capucha que guían los pasos. Las calles se visten de flores para seguir a las figuras policromadas de especial belleza, salidas de las manos de artesanos de los siglos XVII y XVIII.

Braga
Los "Farricocos" llevan cirios en la mano, como reminiscencia de las prácticas de reconciliación de los penitentes públicos, realizadas hasta el s. XVI.

La ciudad de Braga, en la comarca Do Minho, es considerada la " capital religiosa del país" y es que, aparte de tener dentro de su territorio el santuario de Bom Jesus, en la ciudad hay más de treinta iglesias que conforman su paisaje urbanístico.

Fundada por los romanos en 279 A.C, Braga fue sede de un arzobispado hasta que fue ocupada por los moros. Tiempo más tarde fue reconquistada y, desde entonces, ha sido marcada por la influencia de la Iglesia. Braga es una ciudad nostálgica y con la vista peusta en el pasado, con profundas tradiciones religiosas que llenan de misticismo las celebraciones de la Semana Santa.

Diario del Viajero | Semana Santa 2009 Diario del Viajero | Los Almendres: megalitos del Alentejo portugués Diario del Viajero | Portugal Diario del Viajero | La Pasión de Cartagena

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos