Compartir
Publicidad
Publicidad

La mano del desierto

La mano del desierto
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

El arte llega a todas partes. Aún las más inhóspitas, las menos accesibles o que parezcan alejadas del alcance del hombre.

El artista chileno Mario Irrazabal debió pensar lo mismo cuando creó esta gigantesca mano que parece salir dede las profundidades del desierto para saludar nuestro paso.

Su Mano está ubicada en lo profundo del desierto del norte de Chile, a unos 75km al sur de la ciudad Antofagasta, entre los ríos Copiapó y Loa, en el centro de la cordillera de los Andes. Tiene una altura de 11 metros y está construida con hierro y cemento (ya adornada con graffitis ) que hacen frente a las tremendas oscilaciones térmicas de este desierto considerado uno de los más aridos del mundo.

Oculta entre la arena, esta escultura se encuentra ubicada a 1.100 metros sobre el nivel del mar. Sorpresa para propios y extraños que transitan por el desierto: una mano extendiéndose cálida e inmensa, inaugurada el 28 de marzo de 1992.

Este mismo artista ha "plantado" sus manos enormes en las arenas de la playa La Brava de Punta del Este, en el Parque de Juan Carlos I de Madrid, y en Venecia.

Más info | Esculturas del Parque Juan Carlos I

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio